LOGOTIPO2

vosseler cabecera

  • Inicio
  • Protesis
  • Una prótesis de mano "que ve" ofrece nuevas esperanzas a los amputados
Miércoles, 11 Febrero 2009

Colocan por primera vez en Europa una mano biónica en un paciente pediátrico

Visitas: 1829 Publicado en Prótesis

Colocan por primera vez en Europa una mano biónica en un paciente pediátrico

Publicado en www.azprensa.com (23/01/08)

Una niña de 13 años con amputación congénita ha sido la primera paciente en España, a quien se le ha colocado una mano biónica, concretamente ha sido en el Servicio de Ortopedia del Hospital Sant Joan de Déu de Barcelona. Abrir una lata de refresco, llamar por el móvil, insertar una tarjeta de crédito en el cajero, coger una moneda,… han dejado de ser movimientos complicados. La mano biónica i-LIMB, desarrollada por la empresa escocesa Touch Bionics, es capaz de mover y de doblar todos los dedos de forma muy similar a la mano humana, con precisión y con diferentes niveles de agarre. Y también con una estética muy parecida a la piel humana.
Actualmente el Servicio de Cirugía Ortopédica del Hospital Sant Joan de Déu es el centro español que más niños amputados atiende, unos 200 entre los 0 y los 20 años de edad, de los cuales el 78 % son de origen congénito, el 42% de los cuales proceden de fuera de Cataluña y 5% fuera de España.
La principal ventaja de esta mano biónica es que funciona de forma muy similar a la mano humana, permitiendo movimientos casi anatómicos y con una apariencia casi real. De hecho, es la primera mano que realmente puede doblar los dedos como lo haría una mano humana. “Esto es lo que marca la diferencia respecto a las prótesis anteriores, el movimiento de los dedos. Éstos son independientes y pueden mover todas sus articulaciones, lo que se traduce en un abanico de movimientos casi igual a los de una mano real”, según la Dra. Marisa Cabrera, Jefe de Sección del Servicio de Ortopedia coordinadora de la Unidad Integral de Atención al Niño Amputado y de la Unidad de Malformaciones Congénitas
Además, el dedo pulgar, igual que en una mano real, puede rotar en diferentes posiciones y hacer movimientos impensables con las otras prótesis.
La apariencia también es real
La mano biónica es capaz de realizar movimientos casi idénticos a una mano real, pero su semejanza con una mano humana no acaba ahí. La parte estética también aporta importantes diferencias. La mano resulta muy natural a la vista, no es una mano ortopédica.