LOGOTIPO2

casa

  • Inicio
  • Artículos Andade
  • Desarrollan una prótesis de mano biomimética que restaura más del 90 por ciento de la funcionalidad
Domingo, 31 Octubre 2021

Cirugía pionera en Ciudad Real para una paciente amputada

Visitas: 133 Publicado en Articulos Andade

El equipo de Traumatología de Quirónsalud Ciudad Real implanta con éxito una prótesis osteointegrada a una paciente amputada. Al conectar la prótesis directamente al hueso del paciente favorece su percepción del suelo o la posición del pie.

El Hospital Quirónsalud Ciudad Real ha llevado a cabo con éxito una cirugía pionera en España, destinada a la implantación de una prótesis mediante osteointegración a una paciente a la que le había sido amputada una pierna como consecuencia de un accidente. El doctor José Javier Domínguez González ha dirigido la intervención con apoyo del equipo de Traumatología y Cirugía Ortopédica del centro, que se convierte así en uno de los primeros hospitales a nivel nacional en aplicar esta novedosa técnica.

La operación ha supuesto el diseño de un implante personalizado, creado a medida para esta paciente en base a sus características físicas. "Esta pieza se implanta al hueso del muñón, fijándose de forma permanente al esqueleto de la paciente y permitiendo la conexión con la prótesis externa sin necesidad de emplear los encajes o socket tradicionales que pueden provocar intolerancias, molestias o heridas por roce con la piel", explica el doctor Domínguez.

"Es por ello que este tipo de intervenciones están especialmente indicadas para aquellas personas que presentan una mala tolerancia al encaje convencional debido a muñones muy cortos, úlceras y heridas, hipersudoración, cambios de tamaño del muñón, cicatrices e hipersensibilidad a la presión", detalla el especialista.

Asimismo, añade, "al conectar la prótesis directamente al hueso del paciente favorece lo que se conoce como osteopercepción, es decir, que el paciente sea capaz de distinguir el tipo de terreno que pisa o la posición del pie, lo que implica una mayor sensación de integración de la prótesis, un mejor control físico de la movilidad con un menor gasto de energía para caminar y un aumento de su bienestar y calidad de vida".

Para el especialista de Quirónsalud Ciudad Real, otra de las ventajas que presenta la osteointegración, además de que la prótesis se puede poner y quitar con mayor facilidad que a través de un encaje convencional, es la reducción del dolor nervioso que experimentan muchos amputados por el uso de una prótesis de encaje, que ejerce una presión adicional sobre el muñón.

Además, continúa, "supone una gran mejoría para los pacientes con amputación en las dos piernas, quienes, en su gran mayoría, acaban confinados a una silla de ruedas debido a la gran dificultad que les supone desplazarse".

Un equipo multidisciplinar

Estos beneficios motivaron al doctor Domínguez, especialista en Traumatología y Cirugía Ortopédica, especializado en el tratamiento de tumores óseos durante su paso por centros de prestigio como el MD Anderson Cancer Center, a conformar un equipo especializado en Ciudad Real "que pueda ayudar a estos pacientes amputados que no toleran una prótesis convencional".

Un equipo multidisciplinar conformado tanto por equipo quirúrgico como por anestesistas, médicos rehabilitadores, personal de Enfermería y UCI así como técnicos ortoprotésicos "que pretendemos sea un equipo referente para dar respuesta a este tipo de casos desde el Hospital Quirónsalud Ciudad Real", destaca Domínguez.

Además de en pacientes con amputación de miembros inferiores, el sistema se pueda aplicar en caso de amputación de brazos y antebrazos-manos, "evitando el uso de grandes arneses y encajes que se utilizan a menudo en prótesis de extremidades superiores", expone el especialista.

"Los implantes de brazo osteointegrados permitirían al paciente utilizar de forma activa el movimiento natural del hombro y el codo y además son compatibles con prótesis biónicas, lo que abre la puerta a que estos pacientes puedan incluso mover el brazo con la mente", subraya el doctor.

La paciente, intervenida el pasado 3 de septiembre, evoluciona favorablemente bajo la supervisión del equipo de Quirónsalud Ciudad Real, siguiendo el protocolo establecido para este tipo de cirugías, que requiere un periodo de dos a tres meses para completar la integración del hueso con el implante.

FUENTE: LA TRIBUNA DE CIUDAD REAL

Leave a comment

You are commenting as guest.